GuidePedia

0

Existiendo tantos lugares a los que viajar, es difícil ponerse de acuerdo en elegir un destino adecuado. Pero hay lugares que tenemos la obligación de visitar algún día e Irlanda es uno de ellos. El verde es el color por excelencia de Irlanda, los tréboles de cuatro hojas, la fiesta de San Patricio y no olvidemos la cerveza negra, son sus señas de identidad.

La naturaleza y la cultura se mezclan a partes iguales en Irlanda, pero sobretodo en su capital Dublín donde descubriremos una ciudad mágica y llena de encanto. La primera parada y casi obligatoria es el almacén de Guiness que ha sido convertido en un museo de la cerveza negra más famosa del mundo. Y ya que estamos, no te pierdas la antigua destilería Jameson donde se fabrica el Jameson Irish Whiskey.

En casi cada esquina podremos encontrar estatuas conmemorativas de los muchos personajes literarios que ha generado Dublín, como James Joyce u Oscar Wilde. Pero no podemos olvidar como las influencias celtas, normandas y vikingas han llenado la historia de Dublín de magia y leyendas, las cuales podemos disfrutar en el National Leprechaun Museum. No te pierdas la oportunidad de sumergirte en el misterio que envuelve a Dublín.

Publicar un comentario

 
Top